Una Aventura Transformadora

Aprendiendo de los niños

Nuestra experiencia a su lado

Hemos querido y seguimos queriendo estar muy cerca del alma infantil, para poder apoyarla a través de distintos ámbitos de creación y trabajo. Pensamos que vivimos un momento en el que nuestra sociedad cada vez se aleja más de lo que ser niña, ser niño, significa y es en esencia.

Quizá, debido a la confusión que esta distancia provoca, cada vez con mayor frecuencia, muchas de las cosas que ofrecemos a los niños nacen de la mentalidad adulta y poseen las características de nuestro modo de vivir, de pensar y de ser.

Creemos que los niños quizá necesiten otra cosa.



Debemos permitirles crecer de acuerdo a su propio ritmo; vivir con más serenidad y con menos prisa; vivir su infancia con la posibilidad de desplegar todas las alas de su inocencia, ternura, intrepidez, avidez de ser, expresar, hacer y experimentar.

Desde este lugar, este posicionamiento, en La Violeta nos hemos comprometido a descubrir junto a ellos, los niños y las niñas, estrategias que nos ayuden a comunicarnos y relacionarnos con menos tensión y mayor cercanía. Hemos querido acercarnos a una mirada diferente, a una educación diferente que construya un mundo diferente…

Como testimonio de nuestra aventura a su lado, os ofrecemos este documento fotográfico, que también quiere ser homenaje y gesto de gratitud hacia todas y todos los niños que nos han acompañado, los que han estado cerquita en nuestro rincón violeta, y  todos aquellos que vibran como campanillas de luz, en nuestro confuso mundo.

Top